Перейти к основному содержанию

Evaluación de mitad de período - Informe resumido - Iniciativa Breaking Down Barriers del Fondo Mundial, julio 2022

Страны
Гондурас
+ 19
Источники
Global Fund
Дата публикации
Происхождение
Просмотреть оригинал

PRÓLOGO

Una de las lecciones más poderosas de la historia de la lucha contra el VIH es que el éxito en la lucha contra una enfermedad tan terrible no puede lograrse solo con intervenciones biomédicas. También debemos hacer frente a las injusticias que hacen que algunas personas sean especialmente vulnerables a la enfermedad y no puedan acceder a los servicios de salud que necesitan. Lo mismo ocurre con la tuberculosis, la malaria y otras enfermedades, incluida la COVID-19.

A pesar de los importantes avances registrados, el VIH y la tuberculosis siguen estando muy estigmatizados. En muchos lugares, las protecciones legales y políticas contra la discriminación basada en el estado respecto al VIH o la tuberculosis son débiles o inexistentes. Las inflexibles leyes y políticas contra el consumo de drogas y el trabajo sexual, la criminalización de las relaciones íntimas entre personas del mismo sexo y de la transmisión del VIH, y las arraigadas desigualdades de género siguen socavando el acceso a la atención sanitaria. A las personas que se encuentran en prisión se les niega el nivel de atención al que tienen derecho. Como consecuencia de esas violaciones de los derechos humanos, son demasiadas las personas que se quedan atrás.

La iniciativa Breaking Down Barriers del Fondo Mundial es un esfuerzo innovador para hacer frente a estas injusticias. Traduce en hechos concretos el compromiso del Fondo Mundial de ampliar los programas integrales para eliminar las barreras relacionadas con los derechos humanos y el género. A través de la iniciativa Breaking Down Barriers hemos proporcionado fondos de contrapartida catalizadores y apoyo técnico para fomentar la elaboración y la ejecución de programas nacionales gestionados por los países para hacer frente a las injusticias que siguen amenazando el avance contra el VIH, la tuberculosis y la malaria.

Se trata de poner en manos de las personas afectadas por el VIH, la tuberculosis y la malaria el conocimiento y las habilidades para entender, exigir y asegurar sus derechos humanos relacionados con la salud. Se trata de permitir que los proveedores de atención sanitaria, la policía, los funcionarios de prisiones, los jueces y los parlamentarios presten servicios de apoyo y eficaces a todas las personas que son más vulnerables a la enfermedad. Representa una inversión sin precedentes en el ámbito de los derechos humanos relacionados con la salud. En los veinte países en los que hemos ejecutado la iniciativa Breaking Down Barriers, las inversiones en programas para reducir los obstáculos relacionados con los derechos humanos en los servicios de salud aumentaron de menos de US$ 9 millones en el ciclo de financiamiento anterior al inicio de la iniciativa (2014-2016) a US$ 78 millones en el ciclo siguiente (2017-2019) y a más de US$ 130 millones en el ciclo de financiamiento actual (2020-2022). Es especialmente significativa la medida en que los países que participan en la iniciativa han aumentado las inversiones en estos programas a partir de sus principales asignaciones de fondos, además del financiamiento catalizador puesto a su disposición como parte de Breaking Down Barriers.

El Fondo Mundial está documentando cuidadosamente los avances logrados a través de Breaking Down Barriers con el fin de aprender lecciones y mejorar la programación y los resultados. Al comienzo de la iniciativa establecimos datos de referencia para los veinte países en lo que respecta al alcance y la naturaleza de los obstáculos relacionados con los derechos humanos y el género, así como a los programas ya en curso para abordarlos. Este informe es un resumen de los resultados de las evaluaciones de mitad de período de las actividades apoyadas por la iniciativa Breaking Down Barriers. Muestra que los países que participan en la iniciativa están realizando avances significativos en la elaboración y ejecución de respuestas nacionales integrales a los obstáculos relacionados con los derechos humanos y el género en los servicios de salud.

Para realizar avances respecto de los obstáculos relacionados con los derechos humanos y el género, deben producirse movimientos y acción tanto en el ámbito político como programático.
Breaking Down Barriers se ha centrado en ambos. Ha unido a diversas partes interesadas, como el gobierno, la sociedad civil y las comunidades, en torno a las iniciativas para hacer frente a las injusticias en los programas nacionales de enfermedades. Ha reforzado el apoyo a las principales organizaciones dirigidas por poblaciones clave y a sus aliados. Ha reunido al gobierno y a la sociedad civil en la elaboración de planes nacionales de respuestas integrales en materia de derechos humanos, con la creación de grupos directivos para mejorar la coordinación y la integración.

El aumento del compromiso político con la salud y los derechos humanos ha sido tan emocionante como los avances concretos en la traducción de los principios de los derechos humanos en programas prácticos y a gran escala que se manifiestan en mejoras tangibles en las vidas de las personas. Hemos visto, por ejemplo, beneficios programáticos significativos en la lucha contra la estigmatización relacionada con el VIH y la tuberculosis. Como coorganizador de la Alianza Mundial de Acciones para Eliminar todas las Formas de Estigma y Discriminación relacionadas con el VIH, el Fondo Mundial se ha comprometido a actuar contra la estigmatización. Este informe de evaluación de mitad de período muestra que la iniciativa Breaking Down Barriers ha contribuido a obtener resultados y a crear una sólida plataforma para el avance futuro.

Breaking Down Barriers también ha permitido una importante ampliación de los programas para aumentar el acceso a la justicia y movilizarse para cambiar las leyes y políticas perjudiciales.
Esto está en consonancia con la nueva Estrategia del Fondo Mundial, que nos compromete a aprovechar nuestra voz e influencia para hacer frente a las leyes y políticas que impiden el éxito de las respuestas al VIH, la tuberculosis y la malaria. En el transcurso de las evaluaciones de mitad de período aquí resumidas, muchas organizaciones de la sociedad civil señalaron que el financiamiento dedicado a la promoción legislativa y política era muy poco frecuente antes de Breaking Down Barriers y, por lo tanto, fue un aspecto que valoraron especialmente. Al apoyar a las organizaciones dirigidas por las poblaciones clave, el Fondo Mundial permitió que personas que habían experimentado una criminalización injusta y una aplicación abusiva de la ley alzaran su voz con fines de promoción.

En el momento de redactar este documento había transcurrido más de un año, y a veces más tiempo, desde que se realizaron muchas de las evaluaciones de mitad de período. En consecuencia, es probable que se subestimen los avances programáticos. Las evaluaciones de final de período previstas para finales de 2022 y el primer semestre de 2023 reflejarán cuatro o cinco años de actividad en los países donde se ejecuta la iniciativa Breaking Down Barriers.
Tenemos la intención de realizar una evaluación más cuantitativa y profunda en algunos países como parte de este ejercicio de final de período con el fin de obtener una imagen aún más detallada de cómo han funcionado los programas, los problemas que se han encontrado y la repercusión que han conseguido en la mejora de la salud de los más marginados.

No debemos hacernos ilusiones sobre los desafíos que supone enfrentarse a tales injusticias.
Se necesita tiempo y un esfuerzo decidido para conseguir cambios en leyes o políticas injustas, o para modificar comportamientos y prácticas discriminatorias, y estos esfuerzos suelen encontrar una importante resistencia. Aún queda mucho trabajo por hacer. Sin embargo, la experiencia de Breaking Down Barriers demuestra que, cuando se dispone de suficiente financiamiento y apoyo técnico, las múltiples partes interesadas pueden animarse a combinar y ampliar sus esfuerzos y, como resultado, lograr un avance real en la eliminación de barreras de larga data.

Espero que las lecciones y la información de las evaluaciones de mitad de período que aquí se presentan inspiren y fundamenten los futuros esfuerzos en este ámbito vital. Por nuestra parte, desde el Fondo Mundial, en consonancia con la nueva Estrategia, nos comprometemos a ampliar e intensificar el apoyo a las intervenciones destinadas a abordar los obstáculos relacionados con los derechos humanos y el género en los servicios de salud. Esto es fundamental para derrotar al VIH, la tuberculosis y la malaria, crear sistemas para la salud verdaderamente inclusivos que no dejen a nadie atrás, y permitir que todos, en cualquier lugar, hagan realidad su derecho a la salud y el bienestar.

Peter Sands
Director Ejecutivo, el Fondo Mundial